Habitar(se)

  • 3
El silencio es una ola
desbordando en las esquinas,

es la quemadura del cigarro,
haciendo eco en la penumbra,
la mirada y el tacto de las cosas,
exudando tiempo en las repisas

es buscar la región más fría de la almohada,
amparando la recopilación de un sueño,
incluso la piel seca que se hala de los labios
o el polvo oculto “palabra” entre los libros,

el silencio tiene un pacto con las sombras:

el péndulo del recuerdo
cuestionando lo olvidado ….

3 comentarios:

Arquitextista dijo...

La piel seca de su labio
húmeda en mi lengua
perfecta dibujada
como matriz de escama

péndulo de cuerda
une los sentidos en su tacto
rozas la mirada y su olfato prematuro
a mi gusto primitivo de sonidos somete la catarsis
en nuestra caricia penumbra

los labios se secan
por la falta de su silencio que desborda las esquinas
de su boca en mi boca
y el pacto de las sombras
recopilando el sueño
que cuestiona lo olvidado
de la palabra oculta entre los libros
dejados en la región fría de la almohada quemada
por el cigarro olvidado
sobre la repisa.

Jaime antonio ツ dijo...

uy!
me alegré tanto cuando vi que eras tu... gracias por pasar
estas invitada a mi blog
cuidate mucho
un abrazo
de ipso facto estaras en mi lista de blog siiiiiiiii

Guillermo N. A. dijo...

Eres buenísima Gia...

tu espacio ya no me resulta tan "amplio", pero a cambio es muy fresco... y las letras... creciendo y creciendo...

Saludos...